viernes, 26 de noviembre de 2010

La receta del viernes: Sandwich de atun

Una de mis cenas favoritas. Una combinación fantástica de lo grasiento y lo fresco. Vamos allá:



Lo grasiento: queso gouda y mantequilla; lo fresco: cebolla, pimiento y pepinillo; lo rico: atún.
Se trata de picar muy, muy fino lo fresco, ya que por un lado irá crudo y por otro, se trata de que se mezcle bien. Cuando esté todo picado, que se puede usar una picadora si con el cuchillo non andamos muy bien, se mezcla con el atún y un poco de queso, también picado.
Ahora se construye el sandwich tradicional: pan-queso-la mezcla anterior-queso-pan. Se aplasta y se le pone un poco de mantequilla al pan por el lado de arriba.
Se pone en la sartén o plancha con el lado de la mantequilla para abajo y se aprovecha para poner otro poco de mantequilla en la otra cara. Un ratito y se le da la vuelta. Aplastar de vez en cuando con la espumadera.

Lo malo de este bocado es que se tarda mas en hacer que comer y eso da tanta rabia como gusto al comerlo.

PD: si se utiliza pan de sandwich de ese grandote, mucho mejor. ¿las cantidades? al gusto de cada uno. Si alguien se anima a hacerlos, que muestre que tal le quedan.

3 comentarios:

eau de blog dijo...

No es light que digamos, pero tiene que estar riquísimo!

Buen fin de semana

Mark de Zabaleta dijo...

Bien presentada la preparación


Mark de Zabaleta Herrero

mertesaker dijo...

@eau de blog. No, muy ligth no es, pero de algo hay que vivir ;)