viernes, 29 de abril de 2011

cocina del viernes: pasta fresca



Hola. Se que hace tiempo que no pongo nada, así que vamos con un monográfico: PASTA FRESCA.

Hace unas semanas me decidí a comprar la maquinita de estirar pasta que pusieron el el Lidl, creo que por 20€. Hacía tiempo que me apetecía una, pero el precio siempre me pareció prohibitivo. Apareció el Lidl con sus habituales productos de calidad decente a precio realmente bajo, y tras mucho examinarla, ya que dudada de su robustez, me decidí a ello.



La máquina resulta ser bastante robusta y fiable, al menos mientras no se pretenda darle como una bestia. Su punto mas débil es la sujeción, una especie de torniqueta que solo fija de un lado. Como decía antes, si no se la fuerza mucho en la primera acometida, va perfectamente.

A experimentar!!!

--- Experiencia #1: A ver como es esto.

La receta básica es muy sencilla: 100 gramos de harina y un huevo por persona.

Claro, esto es muy relativo ya que ¿cómo de grande es el huevo?, ¿cuánto come una persona?. No pasa nada, simplemente las cosas habituales que aparecen mientras no hay experiencia.

Eso se mezcla y amasa un poco hasta tener algo homogéneo. Si queda realmente muy seco porque el huevo es pequeño, se pone algo de agua y si queda muy húmedo... pues que va a ser, algo de harina. La p con la a: pa.

En un ataque de megalomanía, quise tener unos tallarines muy grandes, así que metí toda la masa de una tacada (400g de harina y 4 huevos). Por suerte se me rompió justo al principio y metí solo una pequeña porción. Digo por suerte, porque con toda esa masa no iba a tener metros suficientes en la casa para la longitud de lo que iba a salir.

Ris ris, ras ras. Se pasa unas cuantas veces bajando regularmente el grosor y listo. A pasarlo ahora por el cortador.

En las primeras pasadas se pliega la masa al medio de cada vez. Con esto ganará en elasticidad y consistencia. Se le pone harina a la masa si vemos que se puede pegar (pónsela si o si)



Hacer esto me llevó mucho menos tiempo que lo que llevo invertido en escribir y poner fotos hasta este punto. Además de ser una actividad muy sencilla, es muy divertida. Imagino que se pasará con el tiempo. De todo se aburre uno, supongo.

El tiempo de cocción es apenas de un par de minutos para los tallarines. Menos si son espaguetis o pasta mas fina.

--- Experiencia #2: Espaguetis.

El mismo rollo que todo lo anterior. Importante: hay que tener bastante agua hirviendo, ya que al echar la pasta, la temperatura baja y se trata de que vuelva a hervir cuanto antes. Los espeguetis se hacen en apenas un minuto y es posible que estén hechos antes de que el agua hierba y se queden blandos, por eso la importancia de que tengamos suficiente agua.

Nota: Los huevos de pata no son la mejor opción. Al ser la yema mas viscosa, necesitaremos compensar con agua.

--- Experiencia #3: Pasta rellena

A la tercera y ya estamos a este nivel, ¿osadía?. Hacer láminas finas, llego hasta el 2, y rellenar. No tengo material específico para hacerlos, aplico el método Jamie Oliver. No es buen plan, se tarda mucho.

Rellenos de requesón, pan rallado y cebollino. Quedaron bien.



--- Experiencia #4: conservación

La siguiente pregunta que se hace uno es evidente: ¿Qué pasa si los hago por la mañana y los como por la noche?, ¿si los hago de un día para otro?

Pues que salen bien. Solo hay que tener un poco de atención a enharinarlos suficientemente y guardarlos sueltos y no en un pegote.




Ala, hasta aquí llegué. Seguiré experimentando.


Wikio

2 comentarios:

bolseiros OMA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Caótica dijo...

El "pixelado" del rostro de tu segundo ayudante en esto de los tallarines es realmente sublime, un trabajo sumamente pofesional! Jajajajaja

Yo sólo puedo añadir que muy ricos los tallarines ;)